En política no hay ingenuos… ni casualidades!!! – LA NOTICIA RENOVADA

0
125


Franklin D. Roosevelt sostenía que “En política, nada ocurre por casualidad”; o, citando a Heduardo, nuestro peruanísimo famoso caricaturista de humor político: “En política no hay q ser ingenuos”, recomienda García; “Y tampoco hay que ser caídos del palto”, añadiría Fujimori”.

Que un político de la talla de Anel Townswend Diez-Canseco se acoja a la ingenuidad como defensa en la participación que habría tenido en la presunta corrupción que hubo en la campaña para la “No Revocatoria” de Susana Villarán como alcaldesa de Lima, resulta pueril.

A pesar que, en el 2013, en una entrevista televisiva, la propia Susana Villarán señaló que Townsend era la jefa de la campaña y que ella conocía el manejo de las finanzas de la misma; hecho que Anel nunca desmintió; el Ministerio Público sostiene que Anel Townsend sólo fungió de “vocera” de la “Campaña por el NO”.

Por tanto, la Fiscalía presume que Susana Villarán detentó individualmente, con exclusión de todo su entorno cercano, la jefatura de la mencionada campaña.
En consecuencia, para la Fiscalía, Anel Townsend no conoció los detalles de la campaña; no conoció de los términos y condiciones de la contratación de Luis Favre; nunca tuvo conocimiento que la modalidad que se usó para ingresar el dinero de Odebrecht y OAS a la campaña fue a través de “doleiros” (modalidad que se utilizó para ocultar el dinero ilícitamente obtenido y hacerlo ingresar al circuito económico nacional); nunca se le cruzó por la mente que los dineros que ella ordenaba distribuir y pagar, y respecto de los cuales ella y Marco Zevallos rendían cuenta sobre gastos de campaña, provenían de “doleiros”.

Conforme a esta hipótesis que presenta el Ministerio Público, para Anel Townsend todos los millonarios fondos de campaña, porque, engañándola, así se lo había afirmado Villarán, provenían de la “Asociación Amigos de Lima” y de los colectivos a favor del “No”; puesto que Odebrecht y OAS nunca tuvieron participación económica alguna en la campaña.

¿Resulta creíble la versión de Anel Townsend y la hipótesis planteada por el Ministerio Público?

La hipótesis alternativa, sobre la base de las investigaciones que ha realizado sería que habiendo Marco Tulio Gutiérrez solicitado la revocatoria de Susana Villarán, el empresario Salomón Lerner Ghitis (gran amigo de Alejandro Toledo y ex premier de Ollanta Humala) habría visto en ella la oportunidad de un “negocio político” a futuro; y, por ello participó en la misma.

El propio Luis Favre, en París, el 25 y 26 de julio de 2018, en la manifestación que rinde a los fiscales Hamilton Castro y Sergio Jimenez, señala que fue Lerner Ghitis quien lo llama a Brasil y le propone la campaña de Villarán; quien le pagó el pasaje de avión de ida y vuelta para que vaya a Lima, así como los diversos gastos a la llegada; que fue en su oficina, ubicada en Miraflores, donde se reunió con Lerner Ghitis, Villarán y Townsend en diciembre de 2012; que con posterioridad a dicha reunión, en el 2013, fue contratado por la agencia brasileña FX Comunicación Global, de propiedad de Valdemir Garreta, para brindar asesoramiento a la alcaldesa Villarán en márketing personal, redacción de propaganda, preparación de entrevistas y spots publicitarios.

Favre también señaló a los fiscales que, a pedido expreso de Garreta se reunió con Leo Pinheiro, ex presidente de OAS, en un hotel en Lima; y, Garreta reveló, en la declaración que rindió a la fiscalía peruana en el 2017, que la reunión entre Favre y Pinheiro se dio en el marco de la campaña de revocatoria.

Garreta también admitió ante la fiscalía peruana que recibió US$3 millones –US$2 millones de Odebrecht y US$1 millón de OAS– como pago por la publicidad y asesorías brindadas para la campaña del No; detallando además que todos los pagos [de aportes a ésta y otras campañas] fueron realizados en efectivo, en moneda brasileña [reales], bajo la modalidad de entregas en un hotel.

A su turno, Lerner Ghitis declaró a un conocido diario de Lima que no negaba lo declarado por Favre al Ministerio Público; y, asimismo, ante la Comisión Multipartidaria del Congreso, en diciembre de 2017, afirmó que su percepción era que Anel Townsend era la jefa de la “Campaña por el NO” y que Townsend participó, incluso, en las reuniones con Luis Favre.

La “frágil” memoria de Lerner Ghitis respecto a su participación en la “Campaña por el NO”, al sostener en una entrevista que, en marzo de 2019, concedió a un conocido diario sobre “que no recuerda bien”, que “estamos hablando de cerca de seis años atrás, tendría que chequear”, nos lleva a preguntarnos si la propuesta de contratación de FX Comunicación Global y de Luis Favre se la hizo a Susana Villarán o a Anel Townsend.

Sospechamos que, para llegar a Susana Villarán, Lerner se valió de la amistad que había granjeado con los esposos Guillermo (Willy) Gonzales Arica y Anel Townsend, asesor de prensa y Ministra de la Mujer en tiempos de Toledo, respectivamente.

En febrero de 2013, Gonzales Arica fue nombrado Embajador del Perú en Honduras. Lo normal hubiese sido que, si simplemente era la vocera de la “Campaña por el NO”, Anel renunciase a su cargo y se fuese con su esposo a Tegucigalpa. ¡Pero NO! Anel se quedó en Lima hasta el final de la consulta popular. ¿Qué poderosa razón podría tener para ello?

La investigación que hemos realizado nos lleva a presumir que Townsend conocía al por menor todos los entretelones de la “Campaña por el NO”; y, que se habría quedado en Lima hasta el final de la misma para el manejo de los fondos maculados de campaña proporcionados por Odebrecht y OAS.

Con Anel Townsend ya se tendrían identificados a cuatro miembros de “La Cúpula” de la organización criminal que Villarán habría enquistado en la MML.

Por: Edgardo Palomino Martínez



Fuente: En política no hay ingenuos… ni casualidades!!! – LA NOTICIA RENOVADA

Comentarios

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here