Cardiólogos del INSN de Breña curan la arritmia cardiaca de un adolescente gracias a moderno procedimiento médico

0
278


Especialistas realizaron con éxito una ablación con mapeo tridimensional.

Cuando le dijeron a Esther Palmer Bernal que su hijo Brandon, de 15 años, padecía una arritmia cardiaca compleja, ella no entendió el diagnóstico. Era julio de 2020 cuando el adolescente ingresó al Instituto Nacional de Salud del Niño (INSN) de Breña, debido a los latidos muy rápidos y fuertes de su corazón. A los pocos días, Brandon mejoró y regresó a casa, sin prever que dichos episodios se repetirían.

Brandon controlaba las arritmias con medicación, sin embargo, no llevaba una vida normal. Esther lo llevó de nuevo al INSN de Breña y los médicos le indicaron que había otro tratamiento: la ablación cardiaca. 

“En diciembre del 2021, los cardiólogos me dijeron que estaban haciendo ablaciones cardiacas y me explicaron que con este procedimiento mi hijo podía curarse de las arritmias”, comentó la madre de Brandon. 

Ante el diagnóstico de Brandon, los cardiólogos electrofisiólogos Pablo Mendoza Novoa y Ángel Cueva Parra del INSN de Breña le realizaron una ablación con mapeo tridimensional, un procedimiento moderno que usa la última tecnología para encontrar las causas de la arritmia cardiaca y corregirla. 

“Los problemas eléctricos del corazón pueden solucionarse con procedimientos mínimamente invasivos cuya tecnología ha mejorado de tal manera que son muy seguros, de alta eficiencia y muy baja tasa de complicaciones”, recalcó Pablo Mendoza. 

Por su parte, el especialista Ángel Cueva Parra detalló que, en el caso de Brandon, el tratamiento definitivo de su arritmia se realizó mediante un estudio electro fisiológico y ablación con catéter, un procedimiento mínimamente invasivo, que consistió en ingresar al corazón del paciente a través de los vasos inguinales, ya sea por la vena o arteria, sin realizar corte en el pecho. 

“El primer paso fue colocar catéteres en determinadas zonas especiales del corazón y despertar la arritmia para observar dónde se originaba, entonces aplicamos energía física en esa zona y cauterizamos. De esta manera, el paciente quedó tratado. Este procedimiento tiene una tasa de éxito altísima, superior al 94 % y le cambia la vida al paciente porque no volverá a tener arritmia”, precisó Ángel Cueva. 

Para el especialista Pablo Mendoza, en el caso de Brandon, la ablación con mapeo tridimensional permitió dibujar la anatomía de su corazón sin necesidad de Rayos X, de esta manera se obtuvo la actividad eléctrica y se visualizó dónde ocurría la arritmia. 

“Solo en 11 países de Latinoamérica se realizan ablaciones de población pediátrica de manera rutinaria y apenas en tres países se hacen ablaciones complejas con mapeo tridimensional sin uso de fluoroscopia. Esta tecnología nos posiciona en un nivel de vanguardia en el manejo invasivo de arritmias cardiacas”, resaltó el médico.  

Tras la operación, Brandon se viene recuperando favorablemente y continúa acudiendo a sus chequeos médicos en el INSN de Breña. Su madre, Esther Palmer agradeció a los cardiólogos que hicieron posible mejorar la calidad de vida de su hijo. 



Source link